Madonna posó topless y confiesa haber probado todo tipo de drogas

La llamada Reina del pop no solo dio una reveladora entrevista a la publicación, sino que además protagonizó una sensual sesión fotográfica donde lució hasta en topless.
 
A sus 56 años, Madonna posó para la lente los fotógrafos Marcus Piggott, Mert Alas, quienes se cargaron de sacar el lado más sexi de la cantante de Like a virgin.
 
La estrella no tuvo ningún tipo de reparo en sus declaraciones y reconoció que de joven consumió todo tipo de drogas "al menos una vez".
 
"Probé de todo (drogas) al menos una vez, pero en cuanto estaba colocada, me ponía a beber un montón de agua para sacarlas de mi organismo. En cuanto sentía que estaba hasta arriba, me obsesionaba con sacarlas de mí. Pensaba: 'Bueno, ya no quiero más'", confesó la cantante.
 
Según dijo, una de las razones que la motivaba a consumir sustancias ilegales era para estar conectada con Dios, razón por la cual renunció por el peligro que dijo le significaba.
 
"Todo se debe a que la gente toma drogas para conectar con Dios o con un nivel superior de conciencia. En mi caso, siempre decía: 'Conéctame a la matriz'. Si estás colocado, consigues hacer eso, y esa es la razón por la que mucha gente toma ácido o drogas, porque quieren sentirse más cerca de Dios. Pero va a ser una conexión muy corta, y ese es el peligro de las drogas, que te dan la ilusión de estar más cerca de Dios, pero al final acaban matándote", comentó.
 
Madonna también se refirió a la muerte, dijo que se obsesionó con ella.
 
"La idea es que nunca sabes cuándo llegará, así que uno tiene que aprovechar al máximo su tiempo para exprimir a fondo la vida", consideró.